El Vampi estaría en Cúcuta

Aug 2, 2021. 7:00 am

Organismos de seguridad presumen que Carlos Calderón, alias El Vampi, se encuentra en Cúcuta, Colombia. El sujeto es el fundador de la estructura delincuencial que operaba en la Cota 905, administrada por sus lugartenientes Carlos Revette (El Coqui) y Garbys Ochoa (El Garbys). Lo rastrearon y dieron con la ubicación porque desde su guarida en el vecino país, mandó que le llevaran dos culebras que criaba en los espacios de la Cota 905, dijeron fuentes.

El Vampi huyó presuntamente a Colombia desde el pasado 7 de julio cuando la Cota 905 fue tomada mediante un despliegue de seguridad ciudadana que implicó la movilización de 3.000 funcionarios policiales y militares, según lo explicado por la ministra de Interiores, Carmen Meléndez.

Calderón cruzó las fronteras con la colaboración de familiares asentados en Táchira. De hecho, el Cicpc detuvo en San Cristóbal (Táchira) hace dos semanas a una sobrina del Vampi identificada como Cleinyerlis Damaris Barceló Calderón (22) y días antes a Yondeiker Javier Duarte Calderón, otro familiar del sujeto, apresado en Carora (Lara). Ambos se dirigían a Colombia por instrucciones de su tío, dijo la fuente.

Desde su guarida en Cúcuta, El Vampi mandó que le llevaran dos culebras cascabeles que mantenía en cautiverio dentro de los espacios de la Cota 905. Días posteriores a la toma de esos espacios ubicados en el sudoeste de Caracas por parte de los organismos de seguridad, fue rescatado un cunaguaro y una baba que igualmente estaban en cautiverio.

Se desconoce el paradero de El Coqui y El Garbys, los dos principales socios del Vampi por quienes el Gobierno ofrece medio millón de dólares a las personas que proporcionen pistas para su detención.

La denominada banda del Coqui poseía armamento de guerra y un “ejercito” de aproximadamente 80 adolescentes, según las investigaciones. La organización fue captada por un sector de la oposición para ejecutar la llamada “Fiesta de Caracas”, proyecto destinado al asesinato del presidente Nicolás Maduro y la caotización de la Gran Caracas, según denuncia expuesta por el presidente de la Asamblea Nacional, diputado Jorge Rodríguez.

La “Fiesta de Caracas” se materializaría entre el 7 y 10 de julio pasado, con ocasión de los actos del bicentenario de la Batalla de Carabobo, de acuerdo a lo detallado por Rodríguez. El 5, aprovecharían la presencia del presidente Maduro en el desfile militar de Los Próceres, para cometer el atentado, evento que fue frustrado debido a que el Jefe de Estado no estuvo en la tribuna presidencial ese día.

Posteriormente, el día 7, Maduro acudió al patio de las academias en Fuerte Tiuna para el acto de los ascensos militares. Esa tarde, mientras el Presidente dirigía ese evento, comenzó un ataque simultáneo a las sedes del Cicpc-El Paraíso, Policía Nacional Bolivariana y Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), éstas dos últimas ubicadas en El Helicoide. Los ataques con armas largas provenían de la Cota 905. Por esos hechos, está detenido el ex diputado de Voluntad Popular, Freddy Guevara.

Escribe un comentario